Los números de las estadísticas son personas

Solemos repetir como una sentencia que la única verdad es la realidad. Hoy tenemos la obligación de darle el lugar de constituirse en una brújula: la realidad nos debe permitir transitar con coherencia y responsabilidad el momento más difícil de esta pandemia.

Tenemos conocimiento del aumento exponencial de casos y la saturación del sistema de salud por datos epidemiológicos oficiales y los agentes que lo expresan a través de su agotamiento. También lo experimentamos personalmente.

La necesidad de trabajar, educarse y realizar actividades sociales es vital para el desarrollo individual y comunitario. Pero, no elaborar y planificar políticas sanitarias de prevención, puede deteriorar aún más aquello que pretendemos defender.

Es importante la responsabilidad individual de cada una y uno de nosotros a la hora de cuidarnos. Ello no desliga al gobierno municipal de tomar decisiones en busca del cuidado de la comunidad toda.

El distanciamiento no es social, es físico. De ahí que deben desplegarse todas las medidas necesarias para evitar nuevos contagios. Para ello es imprescindible escuchar atentamente al sistema de salud en su conjunto. No gobernar con encuestas, manipulando el humor social y con los ojos puestos en las elecciones.

La única verdad es la realidad que nos muestra la ciencia, el personal de salud colapsado y la angustia de quienes atraviesan la enfermedad, acompañan o tristemente lamentan la muerte.

Por

Psicólogo, Concejal del PJ/FRENTE DE TODOS - Militante de Espacio Patria

Volver arriba

Somos parte del proyecto nacional y popular, representados por Alberto Fernández y Cristina Fernández de Kirchner en el gobierno nacional, y por Axel Kicillof y Verónica Magario en el gobierno provincial.

Instagram

Seguinos